Cada día son más las personas que se animan a dar el salto y montar sus propios negocios en solitario de forma independiente. A este tipo de personas se les conoce como trabajadores freelance, que se caracterizan por ser personas que realizan todo tipo de trabajos relacionados con su profesión de manera autónoma, para cualquier persona que los necesite o requiera de sus servicios.

Sin duda, una salida al final del túnel para sobreponerse a la complicada situación que nos está tocando vivir a la mayoría de nosotros hoy en día, desde que comenzase la crisis económica allá por el año 2008. En un momento en el que el paro está por las nubes, darse de alta como autónomo y convertirse en un trabajador freelance es una opción muy a tener en cuenta.

El problema es que al ser un trabajador freelance trabajas de forma totalmente individual y autónoma. A no ser que dispongas de un negocio en crecimiento y puedas haberte rodeado de un equipo de profesionales que te ayude en tu día a día, lo habitual es trabajar tú solo y sin ningún tipo de compañía.

Algo que mientras que para muchos es toda una ventaja, para otros es sin duda una complicación, ya que al trabajar tú solo concentrarte puede resultar realmente complicado, especialmente si eres una persona a la que le cuesta centrar sus cinco sentidos en una misma tarea o si trabajas desde casa y tienes todas las comodidades al alcance de la mano.

freelance

Cursos de Productividad para Freelances

A día de hoy existe una gran variedad de cursos de productividad para freelance que pueden resultarte de gran ayuda para conseguir sacar el máximo rendimiento y disfrutar de las mejores condiciones en tu día a día (http://thinkwasabi.com/productividad-freelances-teletrabajadores/).

Cursos que te permitirán disfrutar de la mayor eficacia cuando tú eres tu propia empresa, y que te enseñarán a planificar y organizar tus tareas de la mejor forma posible. Y es que cuando eres tú la persona que tiene que gestionar tu propio tiempo, mantener el rendimiento en todo momento puede ser realmente complicado. Lo primero que debes hacer es olvidarte del mito de que trabajar en casa es trabajar en pijama.

Organización

Ser organizado es fundamental, y en estos cursos te darán una serie de pautas que te permitirán disfrutar de la mejor organización posible en tu puesto de trabajo. Cambia mucho sentarte a trabajar y tenerlo todo controlado y en orden, que volverte loco para encontrar cualquier tipo de documento.

Rutinas

Crear una rutina que te permita disfrutar al máximo de tu día a día es fundamental. Es importante seguir una serie de hábitos que te permitan rendir durante todo el día al 100%. Deja a un lado cualquier posible distracción y céntrate únicamente en tu trabajo. Eso sí, deja un tiempo a lo largo de la jornada para descansar y comer algo.

Gestión de tareas

Aprender a priorizar y gestionar tus tareas también es indispensable, y es que si no sabes que tareas anteponer y por cuales comenzar cada mañana para rendir de la mejor forma posible, tendrás serias complicaciones para no acabar agotado y acabar perdiendo más tiempo del que deberías.